viernes, 6 de diciembre de 2013

Vulnerables

Pastor Byron Sales Curiel
Dosis de Sabiduría – 06 diciembre 2013

“Acaso puede un hombre echarse fuego sobre las piernas sin quemarse la ropa?  Podrá caminar sobre carbones encendidos sin ampollarse los pies?  Así le sucederá al hombre que duerme con la esposa de otro hombre.  El que la abrace no quedará sin castigo.” Proverbios 6:27-29 NTV

Para una noche de navidad mi papá me compró y vistió con ropa nueva, pero me hizo la advertencia: “No quiero que juegue con cohetillos ni fuego porque puede quemar su ropa y tendré que pegarle con el cinturón”.  Pensé que con mi habilidad podía controlar la situación y lo que me prohibieron fue lo primero que hice, restos de juego pirotécnico cayeron sobre mis pies y quemó mi pantalón nuevo.  Esa navidad papá dejó en mi memoria y cuerpo una lección inolvidable.

En el Edén, la desobediencia convirtió al hombre vulnerable al pecado.  Su naturaleza pecaminosa lo hace propenso a pecar.

“Yo sé que en mí, es decir, en mi naturaleza pecaminosa no existe lo bueno.  Quiero hacer lo que es correcto, pero no puedo.  Quiero hacer lo que es bueno, pero no lo hago.  No quiero hacer lo que está mal, pero igual lo hago.  Ahora, si hago lo que no quiero hacer, realmente no soy el que hace lo que está mal, sino el pecado que vive en mí” Romanos 7:18-20 NTV

Solo quien muere a su naturaleza pecaminosa y deja que Jesucristo viva y gobierne su vida, puede ser libre de una vida de pecado.

“Quién me libertará de esta vida dominada por el pecado y la muerte?  Gracias a Dios! La respuesta está en Jesucristo nuestro Señor”.  Romanos 7:24-25 NTV

Hay personas que piensan que son intocables y que pueden “salirse con la suya”, pero el que siembra también cosecha!  Tarde temprano será victima de sus desvaríos y afrontará las consecuencias de sus hechos.