martes, 29 de marzo de 2011

En La Sombra

Hace mas o menos diez años estaba leyendo, el libro devocional "Manantiales En El Desierto" y relataba acerca de una persona que le pedía a Dios ser utilizada para bendecir a otros.

Dios, por supuesto, tenia un propósito muy especifico, especial y muy importante para esta persona. No iba a ser ni misionero, predicador, maestro, evangelista o nada de eso.

La misión de esta persona iba a ser orar por todos aquellos que servían a Dios. Esta persona pensó que insignificante, que impacto podría causar. ¿como podría bendecir a alguien con solamente orar por ellos?

Cuando leí esto, hace diez años, pensé:
"Dios me encanta servirte desde al frente, haciendo teatro, mimo, enseñando pero si solo me pusieras a orar. No se si lo podría hacer. Seguiría en el campo de batalla para ti si únicamente orára por otros"

Claro que yo estaría en el campo de batalla!!! Ese es el motor para vencer las circunstancias adversas que estamos atravesando y tener victoria en Cristo Jesus. Si alguien esta buscando trabajo, queriendo un esposo(a), y la lista continua.

Usted lo podría ver como algo insignificante por que no hay nadie que nos aplauda o nos vea, pero sin duda es efectivo para tener una victoria segura en Cristo Jesus.

"Pídeme y te daré a conocer secretos sorprendentes que no conoces acerca de lo que está por venir." Jeremías 33:3

© Carla Delgado Sparks
http://carlavdq.blogspot.com